Sunday, 31 January 2010

Energía y películas

El hecho de estar enfermo y no poder apenas moverte de la cama porque te falta energía es un problema.
La energía, como muchas cosas en esta vida, es algo que no valoras y que ni siquiera crees que te puede afectar hasta que lo hace. Nunca había entendido a las personas ancianas cuando dicen que aunque quieren no pueden hacer tantas cosas... ahora me doy cuenta de lo que eso significa. Ves que quieres caminar y que aunque respiras bien hondo no recibes oxígeno suficiente, y que puedes tomar los aerosoles que quieras que eso no va a cambiar. Y que si estás una semana entera en la cama, tienes energía suficiente para salir un día, y ese día es sin pasarse, haciendo muchísima bondad y no caminando más de 30m sin parar a descansar.
Y bueno, así estamos. Toda la serie de doctores, médicos, etc. que me están viendo dicen que ya queda poco, que voy a recuperarme muy pronto.
Probablemente sea así, pero de mientras debo permanecer en la cama sin apenas moverme.

Y claro, quedarte todo el rato sin hacer nada es un poco cansado, porque aunque energía no tengas, el dolor de garganta va y viene y cuando tomas los calmantes tienes relativa paz un rato, y por tanto si estás en la cama sin moverte y te tomas los calmantes religiosamente, mentalmente estás perfecto, y te sientes hasta mal porque crees que podrías estar en cualquier lado. Mentira, no puedes, pero bueno.
Así que leo, navego por Internet, y he visto algunas pelis. Entre ellas, estas tres:

1. Amreeka. Va sobre una mujer palestina con su hijo que tras muchos años de solicitar la Green Card (y olvidarse de haberlo hecho) se la dan, y al final, cansada de pasar los controles cada día, coge a su hijo y se lo lleva a las afueras de Chicago a casa de su hermana y su cuñado. La convivencia no es mala, pero la mujer, que en Israel/Palestina (no queda demasiado claro si trabaja en Israel o en Palestina, aunque vive en Betlehem) ha trabajado durante diez años en un banco, en Estados Unidos no puede encontrar trabajo de lo suyo y acaba en un White Castle (un restaurante de comida rápida), ocultándoselo a toda la familia porque le avergüenza trabajar ahí.
La película es muy emotiva, muy divertida, y sobretodo, una película que te hace pensar y sentir muchas cosas. Se ve como los valores humanos pesan más que nacionalidades o conflictos, se ve como en Estados Unidos debe abrirse a otra gente, y se ve como se relaciona con un judío, sin ni siquiera saber que lo es. También habla de la difultad de la emigración en la adolescencia, basándose en el hijo.
Nota: Es curioso porque aunque son palestinos son cristianos.


2. This is England. La peli habla sobre un niño (de algo más de ocho años) que pierde a su padre en la Guerra de las Malvinas, y se empieza a juntar con una banda de skinheads no racistas, y luego se cambia a otro grupo que sí es racista.
La peli es genial, está basada en verano del 83 aunque la hicieron hace tres o cuatro años, y también te hace pensar sobre cómo ese niño pudo llegar a ser lo que fue.
Al principio me costó mucho entenderla porque hablan con dialecto barrio-bajero del Yorkshire, pero poco a poco te vas habituando.

3. The Boy in the Striped Pyjamas (escrito "Pajamas"en la portada estadounidense). He leído el libro dos veces, en castellano y en inglés, y la historia es preciosa. Y la película... si no contamos a Salaam Bombay, que me hizo derramar una lágrima, es la única película que me ha hecho llorar en toda mi vida. Y para los que sepais la historia, no fue en el final. Fue en otra parte de la peli, aunque eso me lo guardo. Debo estar sensiblón, oye, pero la película es preciosa. Los acentos son muy claros, los dos niños hablan londinense (o al menos del SE de Inglaterra), y usan un vocabulario muy básico. Es genial, la película me encantó.

Así que ahí estamos.
En los dos días que me ha llevado escribir el post he vuelto a ver The Terminal y he visto Ocean's Thirteen. No están nada mal tampoco, son entretenidas.

Hasta el próximo post.

1 comment:

  1. No he vist cap d'aquestes cinc pel·lícules!, però sí he llegit "The boy...". Se'm va fer molt difícil; el tema en qüestió em costa ja de per sí, i tal i com va la història...

    Recordo que, a mesura que m'apropava al final, quan vaig intuir per on aniria la cosa, vaig haver de llegir en diagonal; fer-ho línia a línia, paraula a paraula... buf, no, no vaig poder.

    PS: La part que et va tocar la fibra... potser a la cuina, quan Pavel cura el nen i tenen aquella conversa...?

    Que et milloris.

    ReplyDelete

You may post a comment, but be polite. And no spam, please.
Puedes comentar, pero sé educado. Por favor, nada de spam.